> > Calvià

Hoteles Recomendados

Villa Cas Català

Villa Cas Català

Más información Reserva

Hoteles en Calvià con jacuzzi

Si te has decidido por alguno de los alojamientos que te ofrecemos en el listado anterior, te presentamos a continuación algunas actividades que puedes tener en cuenta durante tu estancia en este destino  tan especial de Baleares. Recuerda que algunos de los hoteles de esta página disponen de jacuzzi en la habitación, algo que permite disfrutar de un viaje con un gran descanso tras cada jornada.

Calvià es un clásico de clásicos para el turismo que acude al archipiélago balear, y eso por muy buenas razones. A sus famosísimas playas –equipadas con múltiples comodidades– hay que agregarles sus sierras, tan aptas para los deportes extremos como portadoras de un magnetismo bucólico. También cuentan la cercanía de Palma y del aeropuerto, también las distintas actividades que en las localidades aledañas podemos realizar. Ahora, claro, se suma además la relajante propuesta de hospedarse unos días, tú y tu pareja, en un hotel en el que tengan un jacuzzi particular a vuestra disposición.

Playa de Palmanova, cerca de Calvià

Cuando decimos que Calvià tiene playas, decimos de verdad playas para todos los gustos. Ciertamente están aquellas que le han significado atraer a un gran número de turistas cada año (tales como Magaluf, Palmanova, Peguera y Santa Ponça), y la excelencia de esas playas ha sido reconocida con el galardón europeo de Bandera Azul, que denota la calidad en el agua, los servicios y el cuidado ambiental. Pero existen también unas cuantas pequeñas calas apartadas de la principal afluencia turística, como Es Caló de ses Llises y las varias que se concentran en la zona de Portals Vells. Inclusive nos podemos encontrar con alguna playa sólo accesible a nado o con una embarcación, como se da el caso en la zona de El Toro, pintoresca urbanización montada alrededor y arriba de un acantilado frente al mar.

Paraje natural de la Sierra de Tramuntana

En cuanto a las sierras, la misma villa de Calvià se alza al costado de la Sierra de Tramuntana. Entre sus atractivos se cuentan las muchas cuevas –como la Cova de sa Campana, que llega hasta los 305 metros de profundidad– y riscos donde practicar el montañismo, tanto si se es principiante como si se está preparado para desafíos tan altos como el cañón de Sa Fosca, cuyo Torrent de Pareis exhibe paredes verticales que llegan a los 700 metros. La Sierra de Na Burguesa, por otra parte, guarda la panorámica inolvidable del Mirador de n´Alzamora, desde donde se puede avistar todo Calvià, el mar y los montes que se alzan hacia el este y el norte.

Un trayecto ideal para recorrer la región con toda sus facetas, ya sea en bicicleta o a pie, es el Paseo Calvià, que está considerado el “pulmón verde” del municipio y en sus 32 km. se va adaptando a la idiosincrasia de los principales núcleos de población por los que pasa, a través de calas, monumentos históricos, olivos y bahías.